Los shoppings de la Capital Federal reabrieron con pocos clientes y controles sanitarios

Los shoppings de la Capital Federal reabrieron con pocos clientes y controles sanitarios

Tras llegar a un consenso entre autoridades de Nación y porteñas, el Gobierno nacional autorizó hoy la reapertura de los shoppings en la Ciudad al exceptuar a esa actividad del cumplimiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto por el coronavirus.

Mediante la Decisión Administrativa 1854/2020 publicada hoy en el Boletín Oficial, firmada por el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, los centros comerciales volvieron, desde este mediodía, a reabrir sus puertas luego de siete meses de persianas bajas. Ante la inminente llegada del Día de la Madre, los empresarios enfatizaron el reclamo para retomar la actividad.

Los shoppings de la Ciudad fueron a habilitados para trabajar tras más de 200 días cerrados por la cuarentena y el coronavirus. Deben cumplir un protocolo que, entre otras cosas, limita la cantidad de clientes e impone reglas de circulación e higiene.

En Alto Palermo, este miércoles al mediodía, para ingresar hubo que pasar por un control de temperatura, con un termoscan, que es automático. No se repite, como en otros lugares, la imagen del personal de seguridad que apunta a al gente con un termómetro a distancia. Sí hay asistentes con rociadores de alcohol para las manos de los que ingresan.

Minutos después de las 12hs, y según muestra la máquina cuenta personas del ingreso, el shopping tiene en su interior 155 personas, un 11% del límite permitido, que de 1.436 personas. El protocolo dice que tiene que haber una persona cada 15 metros cuadrados. 

Además de flechas que indican para que lado hay que circular, los círculos en el piso, con pisadas pintadas, marcan la distancia para formar fila. «Aguardá a ser llamad@ por el personal del local», anuncian las entradas de los locales. Además, cada uno debe tener un sticker que indique cuánta gente puede ingresar al comercio.

La escena se repitió en otro de los clásicos de Buenos Aires. En el Abasto, la única entrada habilitada es la que a la avenida Corrientes.

La fila que se formó minutos antes de las 12 se diluyó rápidamente con el ingreso de la gente. Al ser de los más grandes, el Abasto Shopping podrá recibir hasta 2.500 personas.

«No me gustan mucho los shoppings pero me dio curiosidad porque pensé que iba a haber mucha más gente en la puerta y los únicos que estaban eran los que te toman la temperatura. También, con la crisis que hay», cuenta una clienta en el Shoping A.P.

Los patios de comida también estan cerrados y los locales de comida anuncian con carteles en el tercer piso las ofertas. No hay ni un solo cliente en el piso. Uno de cada tres locales está cerrado, y varios tienen las sillas sobre las mesas y las luces apagadas.

Como el resto de los locales gastronómicos, algunos, en una isla del shopping, reabrió pero no puede usar sus mesas. Solo funciona en la modalidad take away.

El protocolo para la reapertura de los shoppings 14 de octubre 2020

  • La cantidad de personas permitidas en simultáneo dependerá del tamaño del centro comercial. Se calcula una persona cada 15 metros cuadrados del shopping. En el Abasto, por ejemplo, significaría que podría haber 2500 personas a la vez, mientras que en el Alto Palermo, unas 1436.
  • Las entradas deberán contar con sistemas electrónicos que contabilicen la cantidad de personas que ingresan y egresan del establecimiento.
  • Siempre que sea posible, los clientes deberán evitar ingresar con acompañantes.
  • El personal de los comercios deberá garantizar la rápida atención de los clientes.
  • Lugares de espera, señalizados.
  • Los locales gastronómicos, como los patios de comida, deberán adecuar su funcionamiento a lo establecido en los protocolos aprobados para el desarrollo de su actividad.
  • Los cines y los juegos para niños no se habilitarán.
  • Los empleadores son los que deberán garantizar el traslado de sus trabajadores sin la utilización del servicio público de transporte de pasajeros de colectivos, trenes y subtes