Paso a paso Cómo tramitar el permiso para mayores de 70

Paso a Paso Cómo tramitar el permiso para mayores de 70

¿Cómo se tramita el permiso? Hay que llamar al 147, la línea de la Ciudad. Allí un operador intentará disuadirlos y ofrecerles alternativas para que se queden en la casa y alguien haga el mandado o el trámite por ellos.

A partir de mañana, lunes  20, se obligará a los mayores de 70 años a comunicarse con el servicio de atención ciudadana al número 147 para pedir permiso para salir a la calle.

Les preguntarán si pueden recurrir a algún familiar o vecino. Y si eso no es posible, les ofrecerán la posibilidad de recibir la asistencia de alguno de los casi 35 mil voluntarios del programa porteño «Mayores Cuidados». En este programa se anotaron 5.951 adultos mayores y se lograron generar 3.124 «sociedades», en las que el voluntario le hace compras o le brinda ayuda o contención telefónica a una persona que lo requiere.

¿Qué pasa si ninguna de esas opciones es válida para el adulto mayor? Si insiste con su pedido para poder circular, el operador telefónico le pedirá el número de DNI y le dará un código. Ese código habilitará la salida a la calle, pero sólo servirá para el mismo día. En caso de tener que salir al día siguiente, habrá que tramitar otro.

Las personas mayores de 70 años desde este lunes sólo podrán salir para cobrar la jubilación, ir al médico o a vacunarse. Para otra cosa, deberán tramitar un permiso.

«Si en la conversación con el 147, no te convencemos de resolver el problema, salí libremente, pero danos la oportunidad de ayudarte», resumió el ministro de Salud porteño, Fernán Quirós, cuando se presentó el sistema.

Desde la Ciudad aclararon que se trata de una medida «disuasoria». Y que hay excepciones: los adultos mayores que salgan para cobrar la jubilación, ir al médico o vacunarse pueden hacerlo sin el permiso. En cambio, sí lo tienen que tramitar para ir al súper, a pagar cuentas, a la farmacia o a pasear al perro. Los adultos mayores exceptuados de la cuarentena por el Decreto de Necesidad y Urgencia del Gobierno nacional no necesitarán el permiso.

Los mayores de 70 años que cuenten con el permiso tendrán que salir con su DNI. Los agentes de tránsito y policías de la Ciudad podrán pedírselo para verificar con sus celulares sí, efectivamente, esa persona está autorizada para circular.

¿Qué ocurre si esa persona salió sin el permiso? No hay multas. En algún momento se analizó la posibilidad de sancionarla con tareas comunitarias, pero la idea fue descartada. En la práctica, lo único que ocurrirá es que el agente le pedirá al adulto mayor que regrese a su casa y le recordará los riesgos de salir. Intentará convencerlo, no perseguirlo.

¿Habrá controles específicos para los mayores de 70 a partir de este lunes? Fuentes policiales consultadas por Clarín informaron que no. «No habrá operativos especiales sobre el tema. Se mantendrá como desde el inicio de la cuarentena un actitud de colaboración permanente con los adultos mayores que estén la calle. Pero siempre repitiendo el pedido de que se queden en su casa y llamen a la línea 147 para solicitar ayuda y atención», detallaron.

La iniciativa, que fue calificada como anticonstitucional y discriminatoria por los abogados Daniel Sabsay y Andrés Gil Domínguez, generó mucha polémica. Hubo críticas de intelectuales. Y también del director de Tercera Edad de la Defensoría del Pueblo, Eugenio Semino: «Desde lo gerontológico, es una tutoría sobre los adultos. Por otra parte, anacrónica, porque desde hace décadas venimos trabajando sobre el concepto de la autovalidez. El adulto mayor no es un minusválido. Por otra parte, ponen los adultos mayores a hacer un nuevo trámite».

Cada vez que los adultos mayores rompieron la cuarentena masivamente fue por razones que impuso el Estado: tuvieron que salir a hacer horas y horas de cola en los bancos para cobrar jubilaciones atrasadas durante 15 días, salir a pagar los servicios en unos pocos locales habilitados, y en estos días están luchando con la vacunación, que viene demorada y los obliga a ir de farmacia en farmacia».

Desde el entorno del jefe de Gobierno aseguran que la decisión fue tomada para proteger al grupo más afectado por la enfermedad. Y que una vez que los mayores estén «resguardados», se podrá avanzar con una estrategia de «salida administrada» de la cuarentena, con protocolos específicos por actividad.

Consultado sobre las quejas de algunos sectores, Larreta reconoció que se trata de una «decisión antipática y difícil». Y comparó: «Fue también antipático decirles a los que llegaban del exterior que tenían que pasar dos semanas aislados en un hotel. Se enojaron muchos, pero sirvió«.