Gobierno habilita las consultas médicas y las ventas online de todo tipo

Gobierno habilita las consultas médicas y las ventas online de todo tipo

Santiago Cafiero recibió los pedidos de los gobernadores y consensuó con los expertos de Salud el listado de rubros que podrán reactivarse desde el lunes.

También sugerirá restricciones para los adultos mayores, en la misma línea del permiso de circulación que impuso el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

En el listado de excepciones que el Gobierno anunciará en las próximas horas, figuran las consultas médicas y odontológicas programadas -las urgencias ya estaban habilitadas-, y la apertura de las ópticas, que deberán trabajar con turnos y cupos limitados.

En cuanto al comercio, se extenderá la venta online y telefónica, con delivery, a otros rubros, como las pinturerías, casas electrónicas, jugueterías, ropa, marroquinerías y calzados. La apertura de cada actividad deberá ser pedida de forma individual por cada provincia, ya que serán quienes deban controlar el cumplimiento de las medidas sanitarias y de los protocolos de funcionamiento.

El primero en confirmar públicamente el visto bueno del Gobierno para estas actividades fue el gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez e indícó que en las próximas horas se anunciará «una nueva medida para autorizar bajo un protocolo estricto» distintas actividades, más allá de los pedidos puntuales que hicieron los mandatarios.

La apertura de oficinas de rentas de municipios y provincias; así como el funcionamiento de las bocas de cobro de Pago Fácil y Rapipago, para descomprimir las colas en los bancos.  Desde el Lunes, aún no se sabe si Wester Union abrirá sus puertas.

En análisis todavía están las obras de construcción privadas, que tras la reunión que el Presidente mantuvo en la Quinta de Olivos con el gremio de la UOCRA y la cúpula de la Cámara Argentina de la Construcción podrían volver a operar en el corto plazo, aunque no desde el lunes. «Se va a analizar durante la semana», advirtieron fuentes oficiales.

Es que resta definir el límite de empleados que podrán actuar en simultáneo, el cronograma de horarios para que haya un control más sencillo de la actividad y cómo garantizará cada provincia el cumplimiento del protocolo sanitario que le presentaron las partes al jefe de Estado.