Alberto Fernández acordó con Axel Kicillof y Rodríguez Larreta cómo continuará la cuarentena en el AMBA

Alberto Fernández acordó con Axel Kicillof y Rodríguez Larreta cómo continuará la cuarentena en el AMBA

No habrá apertura de shoppings todavía, pero sí permiso para que el personal doméstico vuelva al trabajo. CABA realizará una conferencia de prensa más tarde para detallar los anuncios. Provincia mañana a las 10, donde Kicillof estará por videoconferencia

Un poco más de una hora le llevó a Alberto Fernández ponerse de acuerdo con Axel Kicillof y Horacio Rodríguez Larreta sobre los lineamientos del próximo aislamiento social preventivo y obligatorio (ASPO) en el AMBA. Ya estaban las decisiones acordadas entre los jefes de Gabinete de la Nación y de los dos principales distritos del país, así que no tenía mucho más para agregar el Presidente, salvo constatar que tanto en la Ciudad de Buenos Aires como en el Conurbano estabilizaron la propagación del coronavirus, aunque todavía en valores altos, lo que exige todavía grandes cuidados.

Como se sabe, el gobernador de la provincia de Buenos Aires participó vía teleconferencia del encuentro ya que se encuentra aislado en forma preventiva hasta el próximo martes. Pero del encuentro también participó el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli.

Aunque no quisieron dar detalles, según pudo saber Infobae, no habrá apertura de shoppings, ya que el Gobierno nacional pidió más tiempo para analizarlo. En cambio, sí permiso para que el personal doméstico vuelva al trabajo. En CABA, además, se permitirían actividades culturales al aire libre.

Rodríguez Larreta llegó a las 16:10 a Casa Rosada, diez minutos después de la hora acordada, porque sabía que el Presidente estaba algo demorado. Había llegado tarde de Ezeiza, donde después de la entrega de viviendas para familias de las provincias de Tucumán, Santa Fe y Buenos Aires, compartió un almuerzo que dio mucho que hablar porque estaba el ministro de Economía, Martín Guzmán, quien no suele participar de este tipo de encuentros. También estaba el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien suele quedarse en Casa Rosada cuando el Presidente realiza actos por el Conurbano o en las provincias.

El encuentro entre Fernández y el equipo de gobierno porteño fue bastante más distendido que el último, cuando se hizo la anterior extensión de la cuarentena. En esa ocasión, el Presidente le pidió a Larreta un aparte para decirle que iba a encontrar modos de compensar a la Ciudad, lo que incomodó al jefe de Gobierno.

Pasadas algunas semanas del inesperado baldón del recorte a la coparticipación, y ante un momento complicado en materia económica, el diálogo transcurrió sin tensiones y estuvo totalmente enfocado en la situación de la región que era el principal problema sanitario hasta hace un mes, preocupación que ahora se trasladó a varias provincias.