Qué es el efecto Brexit? Quede bien con sus amigos hablando del tema

La salida del Reino Unido de la Unión Europea, comúnmente abreviada como brexit (a partir de British Exit, ‘salida británica’), es una meta política perseguida por determinados partidos políticos, grupos civiles y personas individuales del Reino Unido, que buscan que su país abandone la Unión Europea.

Brexit es una abreviatura de dos palabras en inglés, Britain (Gran Bretaña) y exit (salida), que significa la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

Se convirtió en la palabra más pronunciada al hablar del referendo, aunque solo se refería a una de las dos opciones del mismo.

La alternativa Bremain (Britain y Remain: permanecer) no tuvo el mismo éxito mediático. Ni tampoco en las urnas.

Qué es el Brexit y cómo puede afectar a Reino Unido y a la Unión Europea

Qué es el Brexit y cómo puede afectar a Reino Unido y a la Unión Europea


Una pregunta que muchos pensaban nunca tendrían la posibilidad de responder les fue planteada a los británicos este 23 de junio: ¿debe Reino Unido seguir siendo parte o no de la Unión Europea (UE)?

Y la mayoría votó a favor de abandonar la UE. Tras un dramático conteo, estos son los resultados oficiales:
◾ Votos a favor del Brexit: 17.410.742
◾ Votos a favor de permanecer: 16.577.342
◾ Total de votos: 33.577.342
◾ Participación: 72%

Nunca antes un país miembro ha abandonado esta unión política y económica de 28 países que, desde sus inicios, no ha hecho más que expandirse.

El retirarse de la Unión Europea es un derecho de los Estados miembros en virtud del artículo 50 del Tratado de la Unión Europea.

Ya en 1975 se había celebrado un referéndum sobre la permanencia del país en la Comunidad Económica Europea, precursora de la UE, con resultado favorable a la permanencia. En 2016 se produjo un nuevo referéndum sobre la pertenencia británica a la UE que se celebró el jueves 23 de junio de 2016 y arrojó un resultado favorable a la salida de la Unión Europea,2 con casi un 52 % de los votos. frente a un 48 % que abogó por la permanencia.

El resultado no fue uniforme en todo el Reino Unido, votándose a favor del brexit en Inglaterra y Gales y votándose a favor de la permanencia en Escocia, Irlanda del Norte y Gibraltar entre otros. En este sentido, algunos analistas señalan la posibilidad de una ruptura del propio Reino Unido.

Entre las consecuencias más inmediatas fue el anuncio del primer ministro británico, David Cameron, quien estuvo a favor de la permanencia del Reino Unido en la UE, de dimitir antes del próximo congreso nacional del Partido Conservador, el 2 de octubre de 2016, para que su sucesor pueda presidir dicho congreso con estabilidad.

Por otra parte, el resultado del referéndum no es vinculante, ya que para iniciar el proceso de salida de la Unión Europea, el Parlamento del Reino Unido tendrá que derogar una serie de leyes, entre ellas, el European Communities Act de 1972, y tanto la Cámara de los Lores como la Cámara de los Comunes podrían echar abajo cualquier iniciativa en este sentido.

Así mismo, en el caso de que las dos terceras partes de los MP votaran para adelantar las próximas elecciones generales, previstas para 2020, podría resultar ganador un partido con la promesa de mantener al Reino Unido en la UE, con el argumento de que un resultado en unas elecciones generales es más vínculante que los resultados de un referéndum.7 En este sentido, todos los diputados del SNP y de los Lib Dems, casi todos los diputados laboristas y casi todos los diputados del partido en el poder votaron para mantener al Reino Unido en la UE.

El Reino Unido se adhirió a la Comunidad Económica Europea, comúnmente denominada por los británicos como el «Mercado Común», el 1 de enero de 1973, bajo el gobierno conservador de Edward Heath. El Partido Laborista, liderado en la oposición por Harold Wilson, concurrió a las elecciones generales de octubre de 1974 con el objetivo de renegociar los términos de pertenencia del Reino Unido a la CEE y, posteriormente, celebrar un referéndum sobre la permanencia en la misma en función de los nuevos términos.

Entre las consecuencias económicas que produjo el resultado del referéndum fue la caída del rendimiento de los bonos británicos hasta el mínimo desde 1703. La divisa británica se hundió al nivel de 1985.

Algunos medios informaron de una oleada de violencia xenófoba poniéndola en relación con la consulta y su resultado, estando los ataques dirigidos principalmente contra musulmanes e inmigrantes polacos, aunque también se registraron actos contra la comunidad española.

Salida del Reino Unido de la Unión Europea

¿Quiénes querían que Reino Unido abandonara la UE?

Los principales impulsores del Brexit fueron:
◾ UKIP, el partido nacionalista que en las últimas elecciones parlamentarias obtuvo el 13% de los votos
◾ Alrededor de la mitad de los parlamentarios del Partido Conservador, incluidos cinco miembros del gobierno y el popular exalcalde de Londres, Boris Johnson
◾ Algunos parlamentarios laboristas

Los defensores de esta opción sostienen que la pertenencia a la UE es un obstáculo para el desarrollo de Reino Unido, que pone en la caja común más de lo que recibe, y que las regulaciones europeas, que consideran excesivas, perjudican a las empresas británicas.

También quieren que Reino Unido recupere el completo control de sus fronteras y que se reduzca el número de extranjeros que llegan al país en busca de trabajo.

¿Qué consecuencias podría tener el Brexit para Reino Unido?

El mercado único es el gran pilar de la Unión Europea y, en el corazón del mercado único está el libre mercado, sin tasas ni aranceles comerciales.

Pero el mercado único europeo es mucho más que una zona de libre comercio: también incluye el movimiento libre de bienes, personas y capitales.

¿Qué consecuencias tendrá la salida del Reino Unido para Europa?

Ningún país de la Unión Europea se ha mostrado públicamente favorable al Brexit.

Y aunque hay consenso en que el mayor impacto de la salida sería sobre el Reino Unido, algunos piensan que el impacto sería también significativo sobre los demás estados miembros.

La firma británica de consultoría Global Counsel advirtió que tras el Brexit, la UE se convertiría en un socio comercial menos atractivo a nivel mundial y perdería poder internacional.