Procreauto es un “éxito”… pero no hay stock de autos

Procreauto es un “éxito”… pero no hay stock de autos 

El último relevamiento del Palacio de Hacienda da cuenta de que se presentaron 4.659 solicitudes de crédito en el Banco Nación, de las cuales sólo fueron aprobadas hasta ayer 1.700. Esos números distan de la cantidad de operaciones que la secretaria de Comercio tiene confirmadas que efectivamente se concretaron: apenas se vendieron 1.330 autos.

“Meterse hoy en Procreauto es una pérdida de tiempo, no hay modelos disponibles, sacá un caja de ahorro y compra ahora porque en unos 10 días nos llegan las nuevas listas de precios con aumentos”, dijo el titular de una importante concesionaria de automóviles que se encuentra sobre Cerrito, a pasos del microcentro. El vendedor curiosamente coincide en su explicación con lo que informaron desde la casa matriz y las de Saavedra, Caseros y Morón del Banco Nación. “Hay más de un mes de demora para conseguir un auto,  nosotros podemos dar los créditos pero las operaciones no se concretan”, advierten en los mostradores del banco. “Haga la denuncia en la Secretaria de Comercio, nosotros no podemos ayudarlo”, repiten los empleados en los mostradores de la entidad que comanda Juan Ignacio Forlón.

La segunda etapa de Procreauto llegó con dos novedades desalentadoras: menos modelos que la fase inicial y un límite de unidades disponible para la venta por terminal. Sólo quedan para la venta disponibles autos por cerca de $250 mil. Ford, que ofrecía autos por menos de $150 mil, ya no tiene más stock disponible. El cupo acordado con Costa, había sido poco generoso: apenas 700 unidades. Lo mismo sucedió con Volkswagen, que ya informó a Comercio que agotó el cupo de 4.406 unidades de Procreauto 2. Y según informaron fuentes del sector, hay dificultades para conseguir la versión más económica del Peugeot 308.

El plan ProcreAuto viene generando dólores de cabeza para los clientes desde el inicio. A casi dos meses del vencimiento del primer plan, aun restaban completarse unos 11.700 créditos  de gente que obtuvo el préstamo  del Banco Nación pero no recibió su auto.  Eso dificultó el comienzo de la segunda etapa, que se anunció a fines de septiembre y arrancó recién el 14 de noviembre cuando se publicó la resolución oficial de la Secretaria de Transporte que convalidaba el financiamiento.

Lo cierto es que hay miles de denuncias en Defensa del Consumidor. Pese a que Procreauato 1 venció el 24 de septiembre, Costa se vio obligado a extender los plazos a algunas terminales hasta enero para que entreguen los automóviles, como sucedió en el caso de Citroen.