Estrategia del Gobierno para frenar la inflación

Elogios desde el FMI para el plan de Macri para frenar la inflaciónm. Werner hizo mención a su vez a la diferencia que existe en los pronósticos de crecimiento económico del organismo respecto a la Argentina, una suba del 2,2% del Producto Bruto Interno (PBI) y una inflación del 21,6% para el 2017, respecto a las previsiones del Gobierno, de 3,5% y 17%, respectivamente.

El director del Fondo sostuvo que “la magnitud que se tiene en el debate de la inflación y la diferencia de los pronósticos, a veces perdemos de vista lo más importante que es lo atípico que hoy (hay) países con inflación de alrededor del 20%, 21%, 17%” siendo que para Argentina, “en términos a nuestra inflación esperada para este año del 21,6%, y es el sexto país con la inflación más alta del mundo”.

No obstante, “el hecho de tener una estrategia enfocada en reducir la inflación relativamente rápido a una tasa razonable, creo que es un objetivo muy, muy importante de la política económica que va a tener un efecto en el crecimiento económico al mediano plazo muy importante”, agregó Werner.

Por su parte, el encargado de Argentina para el organismo multilateral, Niger Chalk, coincidió en que “no enfatizaría en las diferencias” de los pronósticos ya que son “realmente marginales” y puso el acento en recordar que el país “tuvo otro año duro el año pasado y ahora vemos una recuperación significativa de la economía”.

En cuanto al gasto público, Chalk señaló que si bien “toma tiempo deshacer los desequilibrios fiscales” los “ritmos” que el gobierno marcó para tratarlos “son apropiados”. “Siempre hay trade-off en lograr (las metas) de inflación y en restaurar la sostenibilidad fiscal en el sistema pero creo que el camino que el gobierno está tomando es el correcto”, agregó Chalk.

Las declaraciones de los funcionarios llegaron días después de que el FMI publicara el informe “Perspectivas Económicas Mundiales” en el que estimó que el crecimiento de este año para Argentina se mantendrá también en 2018 y que esto se producirá en la medida en “vayan recuperándose la inversión privada y las exportaciones”. Mientras que sus estimaciones situaron a la inflación para 2017 en 21,6% (medida al final del año al igual que el Banco Central argentino), la tasa de desempleo para este año será del 7,4% y de 7,3% el próximo año.

El Plan de este gobierno por lo menos recibe elogios desde el exterior, aunque para millones de argentinos vamos en picada….