El Gobierno pagará parte de los juicios pendientes de los jubilados

El Gobierno que continúa con medidas pre elección, es decir, medidas populistas para satisfacer a cada reclamo generalizado, y luego de más de 10 años, quiere destinar otra partida al pago de juicios pendientes de jubilados al Anses, estos $12.000 millones alcanzarían para pagar jucios y demandas de casi 60.000 de ellas. Pero en los papeles y la realidad de estos jubilados, cada año lamentablemente van falleciendo los jubilados que fueron reclamando estos ultimos 20 años. Es una realidad de la vida, y de Anses que cuenta con esto. Es mejor pagar la mayor cantidad de juicios con el menor valor demandado para abarcar a más gente, en vez de resarcir primero a los más “viejos” o antiguos juicios en su caso. Así funciona este acto. Con esta medida se elevarán 65% los fondos para pagar juicios de los jubilados.

No todo es para jubilados, ya que se fijó incrementar en un 46 por ciento el presupuesto destinado para la construcción de obras públicas, una vieja herramienta empleada por los políticos en cercanía a los comicios. Se busca ganar adherentes.

En el proyecto de Presupuesto 2015 el Gobierno prevé pagar el año próximo 10.500 millones de pesos por sentencias a favor de los jubilados de la ANSeS. Y otros $ 1.456,5 millones para los fallos que benefician a retirados y pensionados de la Policía, de las Fuerzas Armadas y de Seguridad.

Se estima que estos fondos alcanzarían para cancelar unas 60.000 sentencias, de las cuales 50.000 corresponderían a beneficiarios de la ANSeS y los otros 10.000 a las FF.AA. y de Seguridad.

De acuerdo con lo presupuestado para 2015 -el año de las elecciones presidenciales- el monto es un 65 % superior a lo que se fijó para 2014. En esa ocasión fue de $ 6.500 millones para los jubilados de la ANSeS (con un aumento de 61,5%) y de $ 755,8 millones (un 92,8% más) para los retirados y pensionados de las FF.AA. y de Seguridad.

Se estima, además, que en 2015 tendrá una incidencia plena la moratoria previsional recientemente sancionada por el Gobierno, por la que se estima que se podrán jubilar 500.000 trabajadores que tienen la edad requerida pero les faltan años de aportes para acceder al beneficio.

Según la Cámara de la Seguridad Social, en los primeros 8 meses de este año la ANSeS interpuso 19.587 apelacione s contra las sentencias que favorecieron a los jubilados conforme a la doctrina de la Corte Suprema.

Según la ANSeS, “existen 303.630 causas en trámite de naturaleza previsional. De ese total, 265.307 son por reajuste de haberes y el resto son juicios en los que se cuestiona el derecho al beneficio, el grado de invalidez del titular y otras cuestiones”.

En tanto, “durante los primeros ocho meses de 2014, la ANSES resolvió 28.139 sentencias, un 11,8% más con respecto al mismo período del año anterior, mientras las nuevas demandas contra la ANSES llegaron a 25.981 casos”.

En promedio las sentencias que se pagan rondan los $ 200.000, más el reajuste del haber de acuerdo a lo que fije la sentencia.

Para finalizar, cobrar lo que ya determinó la Justicia, cada jubilado debe iniciar un juicio porque el Gobierno no extiende la doctrina de la Corte a todos los jubilados que están en la misma situación. Este reclamo está hace varios años en la Corte Suprema por una demanda colectiva presentada por la Defensoría del Pueblo. También la Corte tiene una gran demora en resolver las demandas de los jubilados de las Cajas provinciales transferidas a la ANSeS porque no se les aplican los beneficios de las leyes por las que se jubilaron. Y días atrás, el Alto Tribunal revocó las medidas cautelares dictadas por jueces a favor de los jubilados.