Continúa el goteo de reservas del BCRA

El BCRA en el día de ayer realizó otra fuerte compra de dólares (US$ 200 millones), con lo que estiró el saldo semanal favorable por sus intervenciones en la plaza cambiaria local hasta los US$ 710 millones en el transcurso de la semana corta por los feriados de hoy y mañana.

Casi el 95% de esas adquisiciones corresponde a ventas genuinas de cerealeras y mineras o ingresos de petroleras (aunque marginalmente), en tanto que el 6% restante son transferencias “por compromiso” de bancos para adecuarse a las normas que los obligan a reducir sus tenencias en moneda extranjera a un tope máximo de 30% de su patrimonio respectivo vigente a pleno desde mayo. Habían llegado a incrementarlas hasta 73% a fines de 2013 para cubrirse de la devaluación porque desde 2005 esa tenencia no estaba limitada.

Con esto amplió a un total de US$ 1690 millones sus compras en lo que va de abril, lo que confirma que comienza a recoger los beneficios de la denominada “temporada alta” de liquidaciones, en referencia al pico estacional que muestran las ventas de los exportadores sojeros entre las semanas 15 y 30 del año, aunque este año esas liquidaciones se adelantaron una semana por la presión oficial para que se prefinanciara parte de esas ventas.

Así intenta revitalizar su menguada tenencia de reservas a la vez que se esfuerza por evitar que el precio del dólar oficial vuelva a caer por debajo del nivel de los 8 pesos, como en buena parte de febrero y tras la aceleración devaluatoria de diciembre en adelante, incluido el salto del 22 y 23 de enero.

El resultado en términos de reservas es sensiblemente inferior, ya que buena parte de los dólares que entran salen por la ventanilla de pagos del organismo para cancelar pasivos generados por importaciones de energía (en parte, de meses anteriores) o pagar vencimiento de la deuda pública (el lunes debe abonar US$ 240 millones por intereses del Bonar X). Así, de los casi US$ 1700 millones comprados en lo que va del mes apenas logró incorporar a las reservas unos 827 millones (49%), según la tenencia valuada en US$ 27.801 millones que difundió ayer (cuando sumó US$ 42 millones).

El Banco Central Argentino prioriza esa tarea antes de la de volver a darle volatilidad al tipo de cambio, que, desde hace 12 días, mantiene congelado en $ 8,01 a nivel mayorista.

De esta manera, procura no sumar empuje a la inercia inflacionaria (por pedido expreso del ministro de Economía, Axel Kicillof), aun a riesgo de volver a erosionar la competitividad cambiaria por el fuerte diferencial indexatorio que la economía local muestra respecto de casi todas las del resto del mundo.