Cómo calcular el precio de la factura de Luz, Edenor brinda consejos y simulador

Como primera medida es importante recordar qué electrodomésticos usamos con mayor frecuencia en el verano y luego aprender cuántos kilowatts consumen para conocer su impacto en pesos.

La heladera es casi el único artefacto que funciona las 24 horas. Trabaja más en verano porque su apertura hace que pierda frío, asimismo se suele cargarla con mayor cantidad de bebidas y alimentos para mantenerlos frescos. Por estas razones encabeza el lote de artefactos que más consumen, por eso es importante abrirla lo menos posible, mantenerla limpia y libre de hielo para que su motor trabaje menos.

Otro de los artefactos más populares en los hogares es el aire acondicionado. Descontando tener la instalación adecuada, para un correcto funcionamiento es importante mantener limpios los filtros y fijarlo en 24° C y manteniendo las ventanas cerradas en los ambientes donde funciona.

Además de tener en cuenta estos conceptos sencillos para el mejor uso de estos dispositivos, es importante saber que con la llegada del verano consumimos más energía eléctrica para hacer más confortable nuestra vida cotidiana y enfrentar las altas temperaturas.

https://simulador.edenor.com/

• Una herramienta para calcular los consumos

Edenor desarrolló una nueva herramienta de simulación para que sus clientes puedan calcular el valor estimado de sus facturas en base al uso de los electrodomésticos del hogar y no tener sorpresas al momento de recibir la factura.

El Simulador de Consumo de Edenor los clientes pueden obtener la información necesaria para aprender nuevos hábitos de consumo inteligente, recibir consejos y pagar menos en sus facturas. El simulador es un link que puede accederse muy fácilmente desde cualquier dispositivo conectado a Internet.

El diferencial de la herramienta radica en que los usuarios pueden especificar por ocho categorías los electrodomésticos de sus hogares y las horas de uso diario de cada uno, aprendiendo así cuáles son los que consumen más.

Las categorías son:

1. ILUMINACIÓN: se pueden elegir distintos artefactos de iluminación como lámparas led, bajo consumo, halógenas, dicróicas, incandecentes y/o fluorescentes.

Consejos:

Apagar las luces que no se utilizan y aprovechar la luz solar: Abrir persianas o cortinas durante el día, evitando encender luminarias situadas en zonas cercanas a ventanas.
Las lámparas Led duran siete veces más que las halógenas y consumen hasta ocho veces menos energía.
Usar lámparas led, especialmente en los lugares donde se necesite iluminación por mucho tiempo o en aquellos donde comúnmente se realicen muchos encendidos y apagados en poco tiempo.

2. REFRIGERACIÓN: elegir qué tipo de heladera o freezer se utiliza, siempre recordando que esta clase de electrodoméstico está encendido las 24 horas.

Consejos:
El consumo eléctrico de la heladera es muy sensible a la temperatura del ambiente que la rodea. Por lo tanto, conviene ubicarla en un lugar fresco y ventilado, alejada de posibles fuentes de calor como el horno o de la luz solar directa.
Abrir la heladera por el menor tiempo posible. Cada vez que se abre se pierde temperatura. Recuperar esos valores genera más gasto de energía.

3. LÍNEA BLANCA: son los electrodomésticos relacionados con la cocina y la limpieza del hogar (lavarropas, secarropas, plancha, aspiradora, entre otros).

Consejos:
El uso del lavarropas con agua caliente consume mucha más energía. Entre el 80% y 85% del consumo energético se usa para calentar agua durante el lavado.
Para planchar, es recomendable reunir una cierta cantidad de ropa así se evitan desperdicios de energía con el encendido y apagado de la plancha.

4. COCINA: los electrodomésticos utilizados para cocinar se encuentran dentro de los que más energía consumen (anafe, horno eléctrico, microondas, entre otros).

Consejos:
Es posible apagar las hornallas del anafe 5 minutos antes de finalizar la cocción y continuar la misma con el calor acumulado en las hornallas.
No es necesario precalentar el horno eléctrico para cocciones superiores a una hora.
Un microondas gasta más electricidad en mantener su reloj digital encendido que en calentar alimentos. Es mejor desconectarlo cuando no se utiliza.

5. CLIMATIZACIÓN: son los electrodomésticos de mayor uso en el verano. Aquí el consumo puede variar considerablemente de acuerdo con el sistema de climatización seleccionado.

Consejos:
Un ventilador consume hasta nueve veces menos que un aire acondicionado.
Si se utiliza el aire acondicionado, fijar la temperatura de refrigeración a 24 °C para un consumo más eficiente.
Cerrar puertas y ventanas, así se evitará el ingreso de aire del exterior al ambiente climatizado.
Limpiar periódicamente los filtros del aire acondicionado para evitar pérdidas de energía.

6. ELECTRÓNICA, AUDIO Y VIDEO: en esta categoría se encuentran televisor, modem, decodificador, entre los más destacados.

Consejos:
Stand by: es el modo de espera que tienen los distintos artefactos eléctricos para reactivar sus funciones de forma más rápida.
Se calcula que aproximadamente el 15% del consumo de un hogar se produce por aparatos electrónicos conectados en modo stand by. Los cargadores también consumen energía, desconectalos cuando no los uses.

7. CUIDADO PERSONAL: En el cuidado personal debemos incluir afeitadora, secador y planchita de pelo.

8. AGUA: en esta categoría se encuentran los electrodomésticos que se utilizan para climatizar el agua a la hora de bañarse.

Consejos:
Evitar instalar el termotanque eléctrico al aire libre. Colocarlo preferentemente en gabinetes aislados.
Utilizar responsablemente el agua caliente en la ducha: no dejarla correr y ducharse en un tiempo razonable, que no supere los cinco minutos.

Al finalizar la simulación el cliente podrá visualizar el importe y consumo mensual estimado, a qué categoría tarifaria pertenece y cómo se compone su consumo. Además la herramienta brinda consejos sobre cuántos kWh tendría que reducir para bajar a la categoría tarifaria anterior y cuánto dinero ahorraría mejorando el consumo.

Es importante recordar que en materia de energía eléctrica a medida que se incrementa el consumo, se va subiendo en los escalones tarifarios, que son nueve y están detallados en el simulador. Cada uno está identificado con una R (por residencial para diferenciarlo del consumo comercial e industrial) y en el simulador se muestran en distintos colores y de menor a mayor: verde, amarillo y rojo.

Mediante el uso de simulador se podrá para aprender y experimentar los consumos, saber en qué escalón tarifario se está y cuánto se tendría que ahorrar bajar de escalón tarifario y pagar menos. Porque como dice la campaña de Edenor: “Ahorrar está en tus manos”.