Bono para Cerealeros para captar u$s2.000 millones

El BCRA  salió oficialmente a la búsqueda de dólares de los cerealeros. El directorio de la entidad lanzó un bono para que estos exportadores se apuren en liquidar sus dólares y permitan una recuperación parcial de las reservas. El título busca captar alrededor de u$s2.000 millones para llegar con aire a marzo-abril, cuando empieza la liquidación importante del año próximo. Algunos, incluso en la entidad, creen que ese monto es exagerado y sería inferior.

Desde hoy los exportadores del sector cerealero y aceitero podrán suscribir este bono llamado “Letras Internas del Banco Central de la República Argentina en pesos y liquidables por el Tipo de Cambio de Referencia” que tiene un plazo de 180 días. Si bien tiene ese nombre, no funciona como las Letras que ya tiene emitidas el Central en el mercado (Lebac). El período de suscripción queda abierto hasta tiempo indeterminado. Con lo cual, el ingreso de esos dólares será paulatino en el tiempo. El banco dirá cuándo caduca ese plazo.
Los exportadores aceptaron finalmente porque el Gobierno cedió en la pelea por una tasa adicional a la devaluación. Este bono pagará una tasa de interés de 3,65% más la devaluación del tipo de cambio oficial.  Axel Kicillof, quería que los exportadores se contentaran sólo con el ajuste por devaluación. La pulseada fue ganada por los cerealeros.
El bono no tendrá mercado secundario, o sea, no cotizará ni podrá venderse libremente. Los exportadores podrán transferirlo una vez a otro exportador o productor. El Banco Central les dará liquidez a estas Letras a partir del día 91 de su suscripción, mediante la recompra anticipada, a su valor técnico, de la totalidad o parte de las mismas antes de su vencimiento. De esta manera, el tenedor de este bono que debe venderlo tendrá en el BCRA su comprador.
Como se dijo, las expectativas están puestas en que los exportadores liquiden alrededor de u$s2.000 millones de los casi 5.000 millones que, se dice, tienen sin ingresar. Saben en el Central que al ser un instrumento nuevo, habrá que darle tiempo para ver los resultados. No se espera un aluvión de un día para el otro. De todas formas, en las reuniones mantenidas entre varios grandes del sector, Ciara, el BCRA y emisarios de Economía, se llegó a un punto de acuerdo para que la medida tenga relativo éxito.
Mercedes Marcó del Pont había intentado  que estos exportadores liquidaran los dólares antes de fin de año, sin bono ni incentivo ante la devaluación oficial. Ahora, este bono está hecho a medida de las necesidades de los exportadores.