Dólar oficial sube a $6,25 y el blue $9.52, sigue en suba el dólar tarjeta o turista

La resolución 3550 que es el recargo del 35% de la AFIP al dólar turista repercutió directamente en el dólar libre. La divisa en el mercado paralelo subió 47 centavos en las últimas tres jornadas, retomando nuevamente la senda alcista. Pero la tendencia se revierte en el último día de la semana y el dólar cotiza a $9,52 por unidad, una caída de 17 centavos respecto del cierre previo.
Para bajar la cotización del dólar libre, el mercado estima que la Anses vendió $1.500 millones en tenencias de bonos para que se acerque al valor del dólar oficial. Con esa estrategia la autoridad monetaria abrio una brecha entre el dólar libre, más alto, y “contado con liqui”, que cotiza en torno a 8,40 pesos.
Aunque no fue confirmado por la AFIP, desde el Ministerio de Economía sostienen que flexibilizarán el acceso de los dólares al turismo, para desalentar la demanda de la divisa en el mercado paralelo. La discrecionalidad de la AFIP para entregar las divisas a la hora de viajar fue una de las principales características del cepo al dólar.
Por su parte, el dólar oficial sube un centavo y medio a $6,25 en la pizarra del Banco Nación, y la brecha cambiaria entre el oficial y el paralelo se reduce al 52,3%. La divisa se aprecia a una tasa anualizada en torno al 50%, pues el Banco Central acelera la devaluación del peso.
Según confiaron operadores, el mercado se está moviendo con mayor volumen de compras minoristas. Pero el efecto se sentirá con más fuerza en la segunda mitad del mes, cuando el medio aguinaldo de los asalariados se palpe en las calles, como así también el adelanto de compras de divisas extranjeras por las vacaciones de  verano.
La sangría de reservas del BCRA no encuentra pausa. Cayeron u$s170 millones ayer y así quedaron en u$s30.480 millones. Desde que asumió el nuevo equipo económico, las arcas de la entidad bajaron u$s1.784 millones. Aunque están negociando con cerealeras para que ingresen u$s2.000 millones. Economistas creen que las medidas no alcanzarán para paliar la escasez de divisas.