CEDIN valores

Incertidumbre a 7 días del arranque del CEDIN, aun no se sabe ni un valor de referencia real.

Pero mientras los operadores están esperando que las órdenes de compra (son lo que aparecen en las pantallas) se transformen en operaciones contantes y sonantes, comienza a despuntar la nueva paradoja del pseudodólar argentino: si el spread con el oficial es bajo, no hay aliciente para blanquear y si es alto, el blanqueo no servirá para lo se inventó, que es bajar el blue.

Por eso, los valores de las pantallas –llegó a ofrecerse un tipo de cambio implícito de $6,50 por Cedin no aplicado– sonaron más como “favores” de algún financista amigo hacia un funcionario que como un anticipo de valor.

Suenan, con todo, más verosímiles precios de $7,15 para los no aplicados y de $7,50 para los aplicados, ya que “el contado con liqui” está dando más o menos $7,90 y el blue está unos centavos por arriba, así que me parece que serían precios un poco más lógicos. Todo precio por debajo de los 7 pesos es pura propaganda”, comentó un operador que, mientras tanto, buscaba un lugar para las minivaciones del fin de semana más el lunes de paro y el martes 9 de festejo.

La paradoja es obvia: un Cedin a $6,50, o menos, generaría una fuerte corriente de compradores que buscarían dólares a ese valor. Se pueden prestar o vender para operaciones inmobiliarias a un valor conservador de $7,50, ganando un peso por cada Cedin. Luego, más temprano que tarde, se convertirían en “aplicados” y se canjearían por dólares de verdad.

Por otra parte, a precios por debajo de los $7 o $7,50 habría muy pocos interesados en blanquear, ya que la diferencia con el blue sería mucha y perderían mucho dinero. Y alguien que se arriesgó a evadir no querrá perder plata.

Y mientras esto sucede con el Cedin, el dólar oficial aumenta su ritmo de devaluación, que ya supera el 20% anual. Los bonos dolar-linked, muy agradecidos.