Nuevos requisitos para la compra de Inmuebles

La Unidad de Información Financiera (UIF) actualizó los parámetros sobre los datos que deben obtener los escribanos de quien esté por realizar una operación comercial, o típicamente, inmobiliaria.

Rige desde hoy para todas las operaciones que superen los $2.200.000 pesos argentinos, los escribanos deberán recabar información fehaciente sobre los origenes del dinero. Hasta ayer y desde 2011, el monto a partir del que se activaba el requerimiento de información era de apenas $ 200.000.

La información que deben pedir los escribanos, tanto para personas físicas como jurídicas, además de las habituales para las operaciones inmobiliarias, están descriptas en la resolución 56/2015 de la UIF, publicada hoy en el Boletín oficial, que modifca las resoluciones 21/2011 y 16/2012.

Requisitos para transacciones desde $2.200.000

  • Copia autenticada de escritura por la cual se justifiquen los fondos con los que se realiza la compra;
  • Certificación extendida por Contador Público matriculado, debidamente intervenida por el Consejo Profesional, que indique el origen de los fondos, y señale en forma precisa la documentación que ha tenido a la vista para efectuar la misma;

  • Documentación bancaria de donde surja la existencia de los fondos;

  • Documentación que acredite la venta de bienes muebles, inmuebles, valores o semovientes, por importes suficientes;

  • Cualquier otra documentación que respalde de acuerdo al origen declarado, la tenencia de fondos suficientes para realizar la operación.

Se requerirá documentación respaldatoria del origen lícito de los fondos. La documentación respaldatoria a requerir informada en el listado.